🦷 Endodoncias – Clinica Dental en Santander

🦷 Endodoncias – Clinica Dental en Santander

Una endodoncia, consiste, a grandes rasgos, en limpiar el tejido pulpar enfermo o dañado del diente y rellenarlo de nuevo con material biocompatible para posteriormente sellarlo. Según el grado de evolución de la caries (tamaño y profundidad), pueden aparecer síntomas que pueden ser dolor o molestias, hasta dolor muy agudo, acompañado de abscesos (flemones) e incluso fiebre. Cuánto mas cerca está la caries de la pulpa dental (del nervio del diente), más dolorosa suele ser.

¿En que consiste una endodoncia?

Es un procedimiento que consiste en eliminar la pulpa dental (el nervio del diente), desinfectar el interior de los conductos del diente y por último, obturar (rellenar con un material especial) dichos conductos.

¿Por qué se realiza una endodoncia?Imagen de endodoncia 

Una endodoncia se realiza cuando el nervio de un diente está afectado, con la finalidad de conservar el diente y no perderle, ya que la única alternativa que existe a la endodoncia sería la extracción.

¿Cómo sé que tengo que hacerme una endodoncia?

Que sea necesario extirpar el nervio de un diente, como cuando se presenta dolor, bien durante la masticación o bien con los cambios de temperatura. En otras ocasiones se puede descubrir con el hallazgo de una infección en una radiografía, aunque el paciente no presente síntomas o dolencias.

Estas son algunos de los síntomas mas frecuentes:

  • Sensibilidad al frío o al calor
  • Molestia al masticar
  • Cambio de color del diente a un tono más oscuro
  • Aparición de un flemón o fístula

¿Es dolorosa una endodoncia?

Se realiza bajo anestesia local, por tanto el dolor durante el tratamiento no es mas que una pequeña molestia. Una vez acabada pueden aparecer molestias durante la masticación debido a la irritación de los tejidos que rodean a la raíz del diente, que se pueden solventar con la medicación adecuada.

¿Cuanto dura una endodoncia?

La endodoncia es un tratamiento complejo y minucioso, en la mayoría de los casos las endodoncias suelen terminarse en una sesión (entre 1-2 horas según el grado de dificultad), pero existen excepciones en los que el tratamiento puede prolongarse durante dos o más sesiones, siempre a juicio del profesional que la realice.